Diosas sevillanas toman el Bizkaia Aretoa

Un grupo de mujeres sin hogar encuentra en el teatro la mejor de las terapias: un lugar en el que desnudan el alma, consiguen escapar de su realidad y poco a poco se van empoderando. Así nos presenta la sinopsis del documental a las protagonistas de “Mujereando: El Quejío de una diosa”. 

Este ha sido el eje sobre el que ha girado la tarde del miércoles en el Homeless Film Festival, en el que hemos podido conocer más profundamente las mujeres que componen el grupo de teatro Mujereando, uno de los grandes clásicos del Homeless Film Festival. El grupo sevillano ha acudido año trás año a Bilbao a representar las distintas obras que han elaborado bajo la dirección de Carmen Tamayo, y en la sexta edición del festival han querido estar presentes de otra forma.

Carmen Tamayo, es a su vez la directora del documental en el que se ha querido dar voz a las mujeres a las que hasta ahora conocíamos por lo que realizaban encima del escenario. Tamayo, que ha acudido a Bilbao a presentar el documental, ha querido poner el foco en la situación que viven actualmente tantas mujeres sin hogar, qué aunque representan alrededor del 20% de las personas sin hogar, son mucho más vulnerables a la vida callejera. Por todo ello, Mujereando, además de un grupo de teatro, es para todas sus componentes “un espacio para soltar todo el dolor y stress que sufren en su día a día. 

Además de la directora, tres de las actrices del grupo han querido estar presentes en el Bizkaia Aretoa mediante un vídeo en el que han querido enviar un saludo al público presente y lo han animado a reflexionar sobre la situación de las personas sin hogar y trabajar la empatía hacia las mismas. 

El público presente en la sala ha seguido la proyección del documental con la atención de aquel que ve una aparición divina, la de unas diosas que desde Sevilla han llenado el Bizkaia Aretoa con sus ganas de vivir, de ser libres. 

El final de la proyección ha derivado en una ovación que ha roto el silencio reinante en la sala, unos aplausos que golpean con fuerza el machismo y la violencia de género. Unos aplausos que ha recogido Carmen Tamayo sobre el escenario junto con el premio Besarkada que la organización de Bizitegi ha otorgado al grupo. 

Las diosas de Mujereando han tomado Bilbao, y su quejío lo es ya el de una sociedad que mira de frente al machismo y no tolera la violencia de género.